jueves, diciembre 08, 2005

Integrales... y algunas derivadas

El tema del post anterior dio para muchos comentarios... Prometí hacer la segunda parte, porque además como bien dice el final del post pasado, no se me ocurrían más ejemplos en ese momento, y ustedes ayudaron bastante a que se me ocurrieran más.


Consecuencia.
Ser consecuente con lo que se piensa... con lo que se cree. Es algo así como tener principios de vida... pero nunca decir nunca. Generalmente se escupe al cielo y éste cae de vuelta (con aceleración gravitacional), por lo que duele mucho más.
Es difícil ser consecuente con todo lo que se piensa, a veces nos dejamos llevar por la masa, por la tentación de un instante... el problema es lamentarse y arrepentirse de las acciones. Por lo que es de suma importancia tener claro los efectos de las causas...

No ser hipócrita.
El doble estándar es fatal. Porque lamentablemente aquellas personas que tratan de nunca quedar mal con nadie, a largo plazo se delatan solas... No se puede jugar a ser el amigo de todos... es mejor tener un par de enemigos que decenas de personas que te pelan por detrás.
Este tema yo ya lo había planteado en otro post... si alguien me cae mal, simplemente no lo saludo con amor...

Creer en los Derechos Humanos.
Ellos se relacionan profundamente con la realidad histórica, política y social... y recordar que son de todas las personas, sin distinción cual ninguna. Los DD.HH. son lo que necesitamos para vivir de forma digna... son todo lo que las personas necesitan para desarrollarse plenamente -buena alimentación, salud, educación, empleo, ambiente sano, respeto a la integridad física y psicológica, libertad de expresión, de religión, etc... Con ellos se promueve el respeto a la dignidad humana, a través de la exigencia de la satisfacción de dichas necesidades.


Respeto a los demás.
Un buena forma de demostrar que se es una persona con tendencia a ser íntegro es primero aprender y, luego, saber respetar a las personas simplemente por serlo, sin discriminar por sexo o tendencia sexual, religión, color, idioma, aspecto, etc... Y aunque parece fácil decirlo, a veces no resulta tan fácil hacerlo. Por ejemplo, el tema de los flaites o de los travestis ... aunque son humanos como nosotros, les tenemos cierto rechazo, por miedo o prejuicios.


Enlazo el ítem anterior, con el respeto a las cosas, a lo ajeno...
Uno de los artículos de la Ley Guía-Scout es "Cuida las cosas porque valora el trabajo".
El ser humano tiene que trabajar para comer y vivir en casa digna... Como estamos en una sociedad materialista, todo está definido por la plata. Esa plata cuesta ganarla, a veces... Y eso debe inculcarse a los niños, desde un comienzo... que las cosas no llegan de regalo, que uno no se está ganando el Kino todos los domingos... que hay que valorar el esfuerzo.
Y hablando de lo ajeno... no rayar las micros, las puertas de los baños... no botar basura en la calle, no dejar el papel del helado entre los asientos de la micro (jejej)... tirar la cadena y esperar a que se vaya "todo", limpiar lo que se ensucia... etc...







Respeto a los niños...
Criaturitas inocentes, indefensas... tratémoslos dignamente. Démosles amor y educación... creemos futuro del bueno. Depende de nosotros el cómo sean cuando crezcan.





Ser empático.
Ponerse en el lugar del otro... es tan difícil. Se ve tan sencillo, pero es difícil ser empático con el pobre cuando a uno no le falta nada, por ejemplo. Lo que sí se puede hacer es tratar de entender el razonamiento del otro, dadas sus condiciones físicas, socio-económicas, mentales, etc... pero en ningún caso estaríamos dispuestos a dejar las comodidades por ir a vivir en una mediagua simplemente para saber qué se siente...
("Señor Ricachón", Chancho en Piedra")



En general, no nos importa el daño que podemos causar a los demás por nuestros actos. A veces simples actos que en el momento parecen tallas super buenas, producen daños severos a futuro... por ejemplo, al cabro que en el colegio lo molestan ene, a futuro tendrá, sin duda, alguna tranca o trauma, que le impedirá desarrollar algún aspecto de su vida...

Quizás creo demasiado en que la gente es más buena que mala... De todas formas he aprendido que no todo lo que brilla es oro... que la gente que se hace amiga, no siempre lo es... que estoy dispuesta a hacer favores, pero que lamentablemente los demás no están dispuestos para mí...
Cuando X necesita cigarros yo siempre tengo, pero cuando yo necesito, nadie tiene...

Creo que es necesario tener alguna idea de lo que se quiere para el futuro pero no programar todo tipo agenda. Mi hermana siempre me pregunta cuáles son mis planes para mañana, para el fin de semana... y en realidad nunca sé qué es lo que pretendo hacer en mi futuro cercano, porque me ha ocurrido que hay cambios bruscos de planes y finalmente me frustro. Decidí no planificar mucho, para ir viviendo al día.

Ser íntegro no se trata de ser perfecto... ser íntegro implica muchos aspectos y experiencias de vida que nos hagan madurar y crecer... como jóvenes aún no estamos en condiciones de ser nominados integrales, porque nos falta vivir... No me gustaría llegar a ser "intachable", porque implicaría que todo lo que he hecho ha estado correcto, y en realidad he cometido muchos errores. Ojalá que Uds. también sean capaces de aprender de sus errores.
Queda abierto, entonces, el tema para nuevas discusiones...