lunes, septiembre 19, 2011

Endieciochada

Día 19 de septiembre. Anoche no fui capaz de salir.

Estuve durante toda la semana a la espera de los asados y empanadas del fin de semana. Tanta era mi ansiedad que programé un asadito en mi casa el jueves. El día viernes, en la pega, nos regalaron una empanada que tuve que comer sentada en mi escritorio. Yupi!! La excusa perfecta para irnos a mediodía y aprovechar toda la tarde en un asado en casa de mis padres. En la noche, a la Fonda con mi amor donde tomamos más que Bob Esponja. 
Sábado madrugando para participa del asado del Condominio, y en la noche asadito en casa de amigos.
Ayer durante el almuerzo, asado por supuesto, mi estómago ya no daba más... 

Anoche no fui capaz de salir.

Confieso que no bailé ni una sola cueca, subí mínimo 1 kg, comí como chanchito, jugué al emboque, comí anticuchos, empanadas de carne y mariscos, tomé vinito y piscola como buena chilena y todavía no he elevado ni un solo volantín. 

Felices Fiestas Patrias a todos.